Medicina para el Siglo XXI – Anti-Envejecimiento

Tiempo de lectura: 3 minutos
Sabes que el tiempo está en tus manos y puedes usarlo para llegar a los 70 como si tuvieras 40…

La filosofía prevalente del siglo XXI nos orienta hacia la búsqueda de la Felicidad e Inmortalidad, resistimos a la muerte, rechazamos el sufrimiento, desafiamos los límites de la fisiología conocida.

La ciencia médica sigue progresando en este caso para responder a las nuevas necesidades sociales; el 50% de la población española tiene una edad media de 44,5 años, la esperanza de vida 83,4 años, pero la esperanza de vida saludable sólo 65 años, aportarle calidad de vida a los años es la razón de la medicina Anti-envejecimiento y desde los 40 ya no tienes tiempo que perder.

Estudiar los mecanismos por los cuales envejecemos, modularlos, tratarlos y ralentizarlos para para llegar a los 70 como si tuviéramos 40, no es ciencia ficción.

Estudiamos mecanismos básicos que ocurren en el envejecimiento como por ejemplo:

Glicación: secuestro de proteínas debido a elevados niveles de azúcar. Afecta muy particularmente al sistema inmune y las neuronas.
Inflamación crónica de bajo grado: Balance anormal a favor de proteínas inflamatorias que promueven el envejecimiento en el tejido vascular, cerebral, articular.
Oxidación: Balance anormal a favor de radicales libres que dañan la estructura genética y función celular.
Metilación: Acetilación y fosforilación del DNA y otros procesos genéticos que favorecen la expresión de genes anómalos.
Desequilibrio Hormonal: disminución de las hormonas de la juventud (hormona del crecimiento, testosterona,estradiol, progesterona, Melatonina, DHEA, Tiroxina) e incremento de las hormonas de la senectud (Insulina /Cortisol).
Y varios más…

Todos estos procesos están relacionados con los cambios que se presentan en el envejecimiento (pérdida del grosor de la piel, pérdida del tono de la piel, disminución de la elasticidad y contenido de colágeno y elastina, cambio del contorno de la cara, pérdida del tono muscular y relieves de soporte óseo, arrugas, flacidez, pérdida visión, pérdida audición, caída de cabello, ginecomastia, obesidad del tronco, aumento de la grasa visceral, aumento del índice de masa corporal, aumento de la grasa corporal, disminución de la masa muscular y ósea, problemas de concentración, cambios buscos del estado de ánimo, incremento de la presión sistólica, elevada insulina, elevado LDL, bajo HDL, aumento de triglicéridos, elevación de acido úrico, aparición de enfermedades cardiovasculares, neurológicas, autoimunes, cáncer … etc)

La medicina anti-aging tiene especial utilidad para evitar o retrasar justamente las patologías consideradas del envejecimiento: artritis, artrosis, osteoporosis, diabetes, enfermedades Cardiovasculares, hipertensión, hipercolesterolemia, arterioesclerosis, ictus, enfermedades cerebrales y mentales, perdida de memoria, atención y reflejos, depresión, fibromialgia, obesidad, desnutrición, fatiga crónica, problemas auditivos y visuales, trastornos del sueño, cáncer, enfermedades autoinmunes, tratamiento de la menopausia y andropausia, entre las más comunes, y aunque su objetivo no es estético sino funcional, también te ves bien, te imaginas tener 60 años y lucir como de 40 y no tener dolores articulares ni incontinencia de orina, ni hipertensión o colesterol elevado?

El control anti-aging de precisión incluye la secuenciación genómica individual, utilización de pruebas de laboratorio específicas y pruebas radiológicas y funcionales para la medición del envejecimiento general y por sistemas y el uso de tratamientos para el control de los procesos antes expuestos por medio de tratamientos antioxidantes, antiinflamatorios, desmetilación, antiglicación, antilipooxidación, regulación nutricional y rejuvenecimiento hormonal, gestión del estrés, ejercicio físico anti-aging, y terapias de regeneración titular como Plasma rico en plaquetas, células madres, bioestimulación, neuromodulación, etc.

Es fundamental en la medicina antiaging, la medicina precisa y personalizada, pues dependiendo de nuestros genes una recomendación puede ser más o menos certera y saludable, se considera que en regla general una recomendación generalizada será positiva para 6 de cada 10 personas, mientras 3 no se beneficiaran y 1 empeorara. Un médico antiaging, nos acompañara al menos desde los 40 años en adelante, y aplicará los más modernos test a fin de conocernos en profundidad, la medicina y la salud tomarán otra dimensión.